¿CRISIS O APARTHEIT?

Reflexiones personales

 

La noche de anoche, final del Día San Valentín, trajo   a mi barrio, bautizado con el nombre de  otro santo mucho más modesto, al cual acudimos solo cuando escuchamos al  prójimo estornudar,  el desesperado clamor de quienes lo han dado todo y ahora sienten en sus carnes la mordida de esa fiera denominada crisis, disfraz que sirve para enmascarar la voracidad de los bancos, la corrupción de la clase política y a la corta, el asesinato perpetrado contra otra entidad reconocida como Sistema de Valores.

El populoso y humilde barrio madrileño de San Blas, concebido para obreros,  me hizo testigo de su primera manifestación contra el desahucio:

-“Mañana a las once Patricia y sus dos hijos pequeños van a ser desahuciados.  ¡Vecino, despierta, esto pasa en tu puerta!”

-“¡Primero nos dejaron sin trabajo y ahora nos dejan en la calle para que el banco tenga otra casa más! ¡Vecino, despierta, esto pasa en tu puerta!”

San Valentín me dejó en vela en mi apartamento de San Blas, con el corazón en un puño y la cabeza dando vueltas, padeciendo por anticipado la Noche de Walpurgis, con perdón de Santa Walburga de Heidenheim que, donde esté, debe saber muy bien de qué van esas cosas.

Pasando del santoral al dorso, anticipo que conozco muy bien mis limitaciones: entre ellas destacan mi pésima relación con los números, sobre todo si vienen estampados en billetes, y mis precarios conocimientos de economía. Aclarado esto, por más que busco, leo, investigo y me “como el seso”,  de esta Crisis –usaré la mayúscula- solo distingo su perfecto diseño. La mayor dosis de luz al respecto se la debo al eurodiputado inglés Nigel Farage, a quien agradezco su empuje y valentía.

Desde hace años comencé a notar como, poco a poco, los más importantes centros de la capital española “barrían”, con subidas de precios y elevadas cotas de estandarización, a las llamadas clase media baja y clase obrera hacia la periferia, creando cinturones económicos del mismo modo en que antes se fabricaban murallas o  residenciales.

Luego, los siempre útiles medios de comunicación oficiales y oficializados, empezaron a hablar del “problema de la crisis” y el miedo ablandó los tejidos mucho antes de que  aparecieran los síntomas de la enfermedad social. El terreno estaba abonado, teniendo en cuenta que el miedo es el máximo inhibidor de la voluntad.

Dicen los que saben, que los conflictos comienzan cuando se deja de ser lo que se Es para tratar de ser algo o alguien diferente. Este principio puede aplicarse a los países europeos que llevan la peor parte en el asunto Crisis, esto, dicho en cubano, sonaría, más o menos como: “A la fiesta´e los caramelos, no pueden ir los bombones.”

Las piezas del juego están colocadas como lo estuvieron en los años treinta del pasado Siglo, mostrando un retablo bastante parecido a los albores de la Segunda Guerra Mundial, solo que esta vez, al menos por el momento,  no son cañones, sino billetes, los que pelean en la primera línea del frente de batalla.

¿Por qué la Crisis se manifiesta con mayor crueldad en países como Grecia, Portugal, Italia y España? Sin contar a Bélgica, Holanda y Chipre, que acaban de  apuntarse al coro de la recesión.

Creo que la respuesta se halla en el mismo lugar de la pregunta: sencillamente, los dones de Grecia, Portugal, Italia y España, nada tienen que ver con los de Alemania y Francia, por citar  las dos locomotoras más visibles en la Comunidad Económica Europea.  El Lazarillo de Tormes jamás pudo ser escrito en Berlín ni El anillo de los nibelungos compuesto por Joaquín Rodrigo. Ni mejores ni peores.

Por temor al poder del Marco alemán   se  violó el principio de las diferencias y en virtud de ese mismo temor, se ha caído en la trampa más allá de las ingles porque, ni geográfica ni culturalmente somos iguales, ¿o es que de verdad estamos pensando en que podemos  llamar Frau Carmen a Carmen la de Ronda?

¿A dónde iremos a parar? ¡Ojalá tuviera la respuesta! Es muy curioso ver que el fuego comienza en el mismo lugar del mundo donde comenzó lo mejor de nuestra civilización. Ver Atenas arder es el equivalente al “Ardió Troya” que usamos cuando queremos ilustrar el final de algo importante.

No sé si esto es una conspiración de grandes poderes que luchan por la hegemonía global pero, si así fuera, ¡vaya bobada!, porque no entiendo a qué poder se refieren ¿al del viento?, ¿al del polvo que somos y al que debemos volver?  Mi aprendizaje me ha mostrado que nadie, absolutamente nadie, tiene ningún poder en esta tierra, ni en ninguna otra en caso de que existiera.

Lo que sí parece seguro es que hay muchos equivocados que tienen más cuchara que boca y más plato que estómago y quieren, en su profunda ignorancia, tragárselo todo sin tener en cuenta la estrechez del orificio de salida y, en penúltima instancia, que tenemos, si decidimos despertar, la capacidad de abrirnos de codos y entonces sí que se arma el despelote ¿de dónde van a sacar ganancias si desaparecen las clases medias alta o baja y la clase obrera?

La armonía y la paz no se encuentran en ningún extremo, ni en la opulencia ni en la pobreza, así es que, como dice Elías, mi nieto, con esa sabiduría nacida de la inocencia:   “No mi´mpujes, que ti caes.”

 

 

Anuncios
  1. #1 por Juan Carlos Alsar el febrero 15, 2012 - 3:06 pm

    Ni uno ni otro. La sociedad occidental se ha comprado una bronca de aquellas con tres partes:1.- un ejercito de empleados estatales,provinciales y munipales mas grande que el PIB que lo alimenta. Mucho mas favorecidos en benefecios,que los empleados de la industria privada,que es la que en realidad produce,2.-una degenerada clase politica,que solo quiere prevalecer,con el don anadido de ser celebridades,con culebrones en publicidad y exhaltacion de la persona(distinto al culto de la personalidad de marras)porque el modelo democratico no permite la omnipresencia stalinista 3.- El sistema finaciero se masturba y pierde el Norte,cuando estamos en vacas flacas. Al final,como yo,profesional de la construccion,en EEUU. Llevo tres anos en la fila o en la ocasionalidad,acercandose para mi mal,la hora de la jubilacion. Pero no cambio mi realidad,por mi pasado en Cuba,en la UMAP,etc.

    • #2 por María Elena Cruz Varela el febrero 15, 2012 - 4:19 pm

      Respetado señor: me place que sea usted todo respuestas donde yo sólo tengo preguntas y alguna que otra intuición. No comprendo bien a que “sociedad occidental” se refiere usted cuando se trata sólo de unos cuántos países que comparten características muy similares, los demás, apenas se han enterado. En cuanto al cambio de realidades, le comprendo muy bien pues ningún presente se puede cambiar por el pasado, es imposible, de lo cual me alegro por usted y también por mí, que reafirmo mi creencia en que democracia que se estanca deja de serlo.

  2. #3 por odlanra el febrero 15, 2012 - 4:29 pm

    Brillante MAria Elena, Y porque cada pregunta incluye de antemano una respuesta las tuyas estan llenas de afirmaciones que cmparto. Namaste.

  3. #4 por Jose Collantes el febrero 16, 2012 - 2:12 am

    Pofundo análisis, cuando se pierden los valores, se pierde todo. En este mundo “hay” quienes deciden como se van hacer las cosas, no importa a quién o a quienes afectamos, pero como dice usted: ¿de dónde van a sacar ganancias…?

  4. #5 por Rolando Ambrón Tolmo el febrero 17, 2012 - 7:30 pm

    Ante todo es un enorme placer este contacto con usted, el que me negaron por tanto tiempo en la Patria. Precisamente con este tipo de reflexiones, llegamos al sosiego y al esclarecimiento más rápido que luego de un análisis económico, que siempre son tan inexactos porque nunca incluyen todas las variables por imposible. En el afán desmedido por ganar dinero (cuestión tan vieja como andar a pie), se nos ha olvidado disfrutarlo. Si como dijo Adam Smith “el dinero es solo un factor de cambio en principio”, ¿qué hacemos luego con tanto si en sí mismo este es un mero invento humano? Lo que enfrentamos hoy es porque apostamos a un futuro dejando a un lado nuestros sueños, sin lo sabroso del disfrute. Dejamos que un puñado de metalizados cuasi cerebros nos quiten el derecho al solaz del espíritu. Pero eso no es todo. Para que vea que siempre el grande se traga al chiquito y que toda víctima es a su vez un victimario en potencia, la Agencia Española para el Desarrollo promueve en Costa Rica la misma política que les recetó a los españoles el PSOE, so pena de no darle más ayuda a este país. Y ahora nos llueven los impuestos, los apretones de faja y cuanta cosa se le ocurra al gobierno con tal de no caer en la “crisis” ¿En cuál crisis, si aquí no hay ninguna? Entonces llegamos a la conclusión de que Europa también “exporta crisis”. Solo hace falta conocer exactamente a los beneficiarios de este nuevo negocio, que parece muy rentable, porque sospechosos abundan.

  5. #6 por Blanca Miosi el febrero 18, 2012 - 12:13 am

    María Elena: el mundo está gobernado por personas elegidas a fuer de campañas publicitarias y mucho dinero. Lo único que les interesa es llegar al poder y reelegirse. Entonces tienen detrás tal cantidad de gente que los apoyó que cuando vienes a ver, la administración pública ha crecido en la misma medida que la crisis.
    Los países que no son grandes exportadores como Alemania se verán más afectados. Los Estados Unidos tampoco escapa a esta enorme crisis, la incapacidad gubernamental contra la banca especuladora es de magnitudes gigantescas. A ellos lo único que les importa es su pelea entre demócratas y republicanos, pues como siempre, no ven más allá de sus narices.
    Elegimos a los gobernantes y les damos carta blanca para que actúen en contra de nuestros propios intereses, pero es culpa nuestra por no involucrarnos. es como la Junta de Condominio de un edificio: nadie va a las reuniones pero cuando aumentan las mensualidades del condominio pegamos el grito en el cielo.

    Besos,
    Blanca

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: